13 Guerreros, por Pablo

Archivo de Críticas:

Lista por título en español en orden alfabético:
(Números, y de la A a la I)
(De la J a la Q)

(De la R a la Z)

Lista por título en su idioma original, en orden alfabético:
(Números, y de la A a la I)
(De la J a la Q)
(De la R a la Z)

13 Guerreros
(The Thirteenth Warrior)

Touchstone Pictures, 1999
102 Minutos

Dirigida por John McTiernan.
Escrita por William Wisher Jr.
Basada en la novela "Eaters of the Dead", de Michael Crichton.

Elenco:
Antonio Banderas .... Ahmahd ibn Fahdalan
Diane Venora .... Reina Hrothgar
Dennis Storhøi .... Herger el alegre
Vladimir Kulich .... Buliwyf
Omar Sharif .... Melchisidek

Imagen © 1999 Touchstone Pictures

Esta película debe ser vista por todos aquellos que detestan las películas de acción.

Sin discusión, John McTiernan se redime después del ultra bodrio "Die Hard III". Me extraña que esta película haya estado enlatada cerca de dos años. Incluso el director tuvo ya tiempo de hacer otra película (The Thomas Crown Affair) antes de que se estrenara "Trece Guerreros".

La trama de la película no es nada original. Consiste básicamente en un refrito de "Los Siete Samurai", con el rey de una región pidiendo ayuda a un guerrero vikingo y a sus hombres para defender el reino de un enemigo misterioso y mortal. Por razones no claramente explicadas, un poeta árabe (Antonio Banderas) se une a la partida de guerreros, pese al hecho de que él (y hasta su caballo) es la antítesis absoluta de los vikingos.

Una vez establecido esto, el director nos envuelve poco a poco en la vida de esta gente. El papel de Banderas está diseñado para que nos identifiquemos con él y a su lado vayamos descubriendo las idiosincracias de los guerreros vikingos, sus costumbres y su ambiente social, que, aunque sean distintos de lo conocido, rebosan de valor, humanidad, compasión y comprensión de la condición humana.

La historia es poco profunda, pero las asombrosamente buenas actuaciones prestan más que suficiente profundidad para que nos interesemos en los personajes y en sus acciones. Esto no siempre funciona al cien por ciento; está bastante bien establecido quienes son los protagonistas y quienes son la carne de cañón, pero esto no disminuye nuestros sentimientos por las personas cuya vida estamos presenciando.

No soy historiador, y no sabría juzgar que tan históricamente precisa es la película, pero definitivamente se siente auténtica. En ningún momento se nota la mano de la modernidad en forma de peinados obviamente hechos con fijador, o iluminación intrusiva, que nos saca de la película al imaginarnos los reflectores apenas fuera de cuadro.

Incluso el a veces intolerable Antonio Banderas sale muy bien librado. Inteligentemente aceptó un papel un poco contrario al del típico héroe de acción. Su comportamiento ligeramente afeminado (al menos comparado con los super hombres vikingos) nos da un protagonista muy realista, que lejos de ser perfecto, tiene que adaptarse a lo que viene con la mejor actitud posible y encontrar recursos dentro de sí mismo que no sabía que poseía.

No sé si disfruté mucho de esta película porque mi expectativa inicial era muy baja, pero al menos puedo decir que desde hace mucho no veía una película de acción que se aleja por completo de los clichés contemporáneos que plagan ese subestimado género.
En resumen, si gusta de las películas de acción o de época medieval, o simplemente de una historia bien contada, con buenos actores y con corazón, le conviene ver esta película.

Calificación: 9

Pablo

Google
 
Web www.cinencanto.com